Agresión a policías, durante marchas, no quedará en la impunidad

San Vicente.- Este sábado 22 de agosto, a partir de las 10h00, en el cantón San Vicente de la provincia de Manabí se desarrolló el Enlace Ciudadano 438, con la presencia del ingeniero Jorge Glas, vicepresidente de República.

En su intervención, dijo que el Gobierno Nacional respalda a la Policía Nacional y rechaza las agresiones que más de 100 uniformados sufrieron en días pasados, en las marchas de los opositores al régimen. A la vez, planteó una reflexión: “Ustedes creen que los ciudadanos van a permitir que Salvador Quispe (prefecto de Zamora Chinchipe) lleve gente a la capital de Zamora Chinchipe a destruir el malecón y el parque lineal. En Quito se atrevieron a romper las veredas, parques y sacaron piedras del centro histórico, para lanzarle a nuestros policías. Esa es la marcha pacífica de la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie)”, aseguró.

Glas afirmó que hay que expresar un reconocimiento como Gobierno Nacional y la ciudadanía a la Policía Nacional y a las Fuerzas Armadas, por actuar con prudencia, exponiendo sus vidas. “Eso no puede quedar en la impunidad, se debe hacer justicia, nuestros policías y militares tienen derechos como todos los ecuatorianos. La mayoría de los indígenas apoyan el proceso de la Revolución Ciudadana y los opositores son un pequeño grupo, los de siempre”, acotó.

El vicepresidente se solidarizó con el policía que fue secuestrado en Saraguro, a quien incluso lo quisieron castrar y dijo que se debe hacer Justicia porque con la agresión hacia los policías no se hace democracia.

Diego Fuentes, viceministro de Seguridad Interna, también intervino y manifestó que no ha existido marchas pacíficas, sino agresión a policías y militares. “116 uniformados heridos es el resultado que tenemos hasta ahora, algunos presuntos responsables han sido detenidos”, añadió.

Video:

Feria y seguridad ciudadana

Junto al lugar del Enlace se realizó una Feria Ciudadana, con funcionarios de varias instituciones públicas, entre ellas el Ministerio del Interior, la Policía Nacional, el Servicio de Apoyo Migratorio y el personal de Tecnología. Los ciudadanos se informaron de todos los servicios que ofrecen dichas dependencias y pudieron activar el Botón de Seguridad.

Alrededor de 120 uniformados brindaron seguridad antes, durante y después del evento. “Siempre es importante la presencia de la Policía Nacional en todos los enlaces sabatinos. Por aquello, desplegamos un dispositivo con todas las instituciones públicas para la coordinación. Tuvimos la seguridad en el aeropuerto, las calles de San Vicente, los ejes viales que conducen, tanto para Pedernales, como para Portoviejo y también en el acto”, manifestó el coronel Romel Tapia, comandante de la subzona Manabí.

El jefe policial agregó que todo se desarrolló con normalidad y que tuvo el éxito deseado. “Hubo personal civil y uniformado, controlando el orden público y la libre movilidad en el cantón”, indicó.

Ruth Véliz Delgado es de Chone pero labora en San Vicente. Ella considera que ahora existe más seguridad en todos los sectores, debido a que hay controles permanentes. “Debemos tener respeto hacia las autoridades como son los policías, ellos son humanos como nosotros y actualmente han cambiado muchas cosas”, mencionó.

Manuel Posligua, habitante de San Vicente y quien trabaja como guardia de seguridad, dijo que todas las cosas que hace la Policía Nacional están bien. “Siento que hay más seguridad y respeto. A uno lo protegen de todo lo malo”, expresó. Redacción L. R. / Manabí.

Fotografías:

Violencia e inseguridad evitó la Policía, durante marcha indígena en Quito

Quito.- Por cuarta vez en la semana, la Policía Nacional resguardó la marcha convocada por grupos indígenas de la oposición, que recorrió parte del centro de Quito, la tarde de este viernes. Como de costumbre, los manifestantes salieron desde la Caja del Seguro a las 17h30, se dirigieron por la avenida 10 de Agosto y se trasladaron al Centro Histórico hasta la Plaza de Santo de Domingo.

Alrededor de 500 agentes del orden acompañaron y dieron seguridad a la convocatoria de los indígenas en el parque de El Arbolito, en la Caja del Seguro y en el recorrido hasta el centro. Los gendarmes del Grupo de Operaciones Motorizadas (GOM) organizaron estrategias preventivas que dieron resultados.

El general de distrito Edmundo Moncayo, jefe de todo el operativo, indicó que en la semana no se produjeron actos de violencia y que no se presentaron novedades de consideración. Al contrario, se ha reforzado la seguridad en los sectores donde los indígenas se concentran y esto ha sido beneficioso para los vecinos de estos sectores.

La marcha, al llegar a las calles Guayaquil y Bolívar, en la Plaza de Santo Domingo, dio la vuelta y retornó al punto de partida (El Arbolito). Durante esta jornada de manifestación, las autoridades informaron que las estrategias empleadas fueron un éxito y que por ello ninguna de las concentraciones, tanto de oposición como de oficialistas, se encontró ni provocó disturbios.

Vigilia por la democracia

La Plaza de la Independencia acogió nuevamente a seguidores y simpatizantes del régimen, en una jornada más de vigilia en favor de la Revolución Ciudadana y la democracia.

La acción de apoyo al Gobierno del presidente Rafael Correa no cesó. Con banderas, consignas, cánticos, pancartas, varias organizaciones sociales resguardan el Palacio de Carondelet, de manera pacífica. “Hoy queremos demostrar a la ciudad, al país y al mundo, que estamos aquí dispuestos a defender a este Gobierno legítimo y democrático hasta las últimas consecuencias desde el canto y la alegría”, nos dice una dirigente del 30 S Prohibido Olvidar.

Mientras tanto, centenares de policías apostados en los accesos a la plaza Grande resguardan y protegen a los partidarios concentrados en este lugar, con el único propósito de respaldar las políticas gubernamentales y a su Presidente. Redacción O. R. /Quito.

Fotografías:

Procesión religiosa contó con resguardo policial, en Quevedo

Quevedo.- Una procesión religiosa que se desarrolló en la ciudad de Quevedo, en honor a la imagen del Divino Niño, contó con la presencia de alrededor de 400 feligreses, que fueron resguardados durante todo el trayecto por agentes de la Policía Nacional.

Para que la caminata marche en orden y con seguridad, los uniformados llevaron a cabo un operativo, controlando el tráfico vehicular y evitando que los feligreses sean víctimas del hampa. El jefe del Circuito Divino Niño, teniente Henry Meneses, estuvo al frente del contingente policial y señaló que en la procesión participaron 30 uniformados, con el único fin de garantizar el orden.
El oficial expresó que el resguardo se dio desde la salida de la iglesia Santísima Trinidad de la parroquia El Guayacán.

A medida que avanzaba la caravana por la avenida Walter Andrade, se unieron otros católicos hasta llegar a la iglesia San José, en el centro de la ciudad. Luego avanzaron hasta el santuario Divino Niño, ubicado en la parroquia San Camilo, donde el obispo de la provincia de Los Ríos, monseñor Marcos Pérez, brindó una misa con la presencia de miles de asistentes que llegaron para participar con cánticos y oraciones.
La procesión se dio con motivo de celebrarse 15 años de la llegada de la imagen del Divino Niño a la ciudad de Quevedo, por una devota del cantón Durán.

Agradecimiento de la iglesia

Vicente López, párroco de la iglesia Santísima Trinidad de la parroquia El Guayacán, agradeció a la Policía Nacional por la colaboración brindada durante esta procesión que se realiza todos los años.
El padre también añadió que fue importante la presencia de los uniformados, porque los ciudadanos caminaron sin peligro por las calles, durante esta jornada que se cumplió la tarde y noche de este jueves 20 de agosto. Redacción X. L. /Los Ríos.

Fotografías:

700 kilos de cocaína salieron del mercado gracias a operativo Álamo

Guayaquil.- La Unidad de Inteligencia Antinarcóticos UIAN, de la Policía Nacional, ejecutó el operativo Álamo, en el que se incautó 700 kilos de cocaína y se intervino una peligrosa organización narcodelictiva.

Un agente de la UIAN manifestó que luego de cinco meses de investigaciones se logró identificar un inmueble que se había acondicionado para almacenar el alcaloide, que luego iba a ser transportado hacia el exterior. En este mismo inmueble se estaba realizando el camuflaje de la sustancia, para que pueda ser enviada hacia los puertos y aeropuertos de nuestro país, hacia los mercados de consumo, en las diversas modalidades.

El alcaloide encontrado había sido procesado con una sustancia a base de grasa, mostaza y café, con el fin de evadir los controles de las unidades del Centro de Adiestramiento Canino (CRAC), en los puertos marítimos de nuestro país.

Otros medios

En el decomiso también se encontraron fajas que iban a ser utilizadas a través de correos humanos, para que puedan ser enviadas a través del aeropuerto de Guayaquil y estaban acondicionadas para el acopio de entre 14 a 15 kilos.

En otro grupo de mercadería que se incautó, se encontraban algunas maletas llenas del alcaloide, una de ellas tenía adherida una cizalla, que es utilizada para cortar o romper los sellos de seguridad de los contenedores, sistema conocido como gancho ciego. Quedó evidenciado que esta organización trabajaba en diversas modalidades de tráfico internacional.

Video:

Logotipos

Las autoridades policiales señalaron que los bloques rectangulares de droga que se decomisaron, tenían las iniciales AB, Tony, Mundo, 008, CEC, lo que podría significar a quién va dirigida y la calidad de la mercadería. Estas evidencias permitirán encontrar elementos para continuar con más investigaciones.

Detenidos

En este operativo fueron detenidos los ciudadanos: Sandra Violeta R.V., José Gabriel B. R. y Douglas Alexander G. F., quienes permanecen en la sala de espera de los ciudadanos privados de libertad de la Unidad de Flagrancia, hasta su correspondiente audiencia de formulación de cargos. Redacción B. CH. /Guayas.

Fotografías:

150 ciudadanos detenidos en Imbabura por cometer varios delitos

Quito.- Personal de la Policía Judicial de la Subzona de Imbabura No. 10 capturó a 150 ciudadanos entre enero y julio del 2015, quienes fueron puestos a órdenes de las autoridades correspondientes por actuar al margen de la Ley.

El delito que presenta mayores aprehensiones es el robo a personas, con 48 arrestos, 32 por hurto, 15 por robo a domicilios, 15 por robo y asalto a locales comerciales, 14 por estafa, ocho por abuso de confianza, siete por robo de accesorios y seis por abigeato.

cuadro2

Por extorsión apenas fueron aprehendidos dos ciudadanos, uno por robo y asalto a carros y uno por robo de motocicletas. No se registran detenidos en el robo y asalto a bancos y entidades financieras, ni tampoco en robo y asalto en carreteras.

El mes de mayo del presente año se presenta con el mayor número de apresados (39), seguido de febrero con 24 y junio 22. En enero apenas se capturó a ocho personas. Redacción R. P. /Quito.

CRAC alista a 17 futuros detectores de alcaloide, en Quito

Quito.- Desde hace dos semanas, 17 canes del Centro Regional de Adiestramiento Canino (CRAC), y 19 gendarmes, entre ellos dos ciudadanos mexicanos con sus canes y dos panameños, se capacitan en conjunto para detectar droga en puertos y aeropuertos del país.

El objetivo es consolidar un binomio. Un dúo tan lean y fiel que el uno sea capaz de dar la vida por el otro en el cumplimiento de su deber policial. No son hombre-mascota, sino policía y compañero. Así se forman los equipos en el CRAC para un fin específico, en este caso, la detección de droga en puertos y aeropuertos del Ecuador.

Para ello, se seleccionan canes que cumplan con impulsos básicos, determinantes para su labor. En este caso, indicó Edwin Revelo, instructor del CRAC, se necesita que sean juguetones, respondan bien al olfato, vista y caza. Una vez detectadas estas cualidades en cantidades altas, se procede al entrenamiento.

Revelo señaló que los canes tienen un promedio de vida laboral de ocho años. Una vez cumplido este tiempo, son dados de ‘baja’ y entregados en adopción, siempre y cuando su entrenador no pueda o no quiera llevárselo. Sin embargo, el 80 % de los gendarmes se queda con su fiel compañero de batalla.

Desde los ocho meses, hasta el año y medio son entrenados. El proceso es mediante el juego y la asociación de colores. Para ello, Revelo indicó que se usa la ‘caja Halo’, un artefacto de metal, rectangular y con dos compuertas. En una, se introduce el juguete preferido del can y en la otra, pequeñas dosis de marihuana, éxtasis y cocaína. Una vez que el can detecta los olores y emite una señal, se le entrega la pelota de recompensa.

Video:

Binomios

Al entrenar un nuevo can, también se prepara a un nuevo instructor. Iván Ayala, comandante del CRAC, indicó que ambos deben ser nuevos en la Unidad, tanto el perro como el gendarme. Pues la preparación inicia desde cero. Para seleccionar al policía idóneo para ser parte del CRAC, Ayala señaló que debe tener buen ánimo, amar a los animales, ser paciente, perseverante, ser activo y aprobar la prueba del polígrafo.

Esta última, enfatizó Ayala, es de vital importancia pues son gendarmes que manejaran temas de drogas y no deben tener nexo alguno con personas o bandas dedicadas al tráfico de drogas.
El curso tiene una duración de tres meses. Durante ese tiempo, las primeras cinco semanas son vitales. Los policías seleccionados conocen temas básicos de puertos y aeropuertos, tipos de drogas y cuidados básicos del can.

A la par, en pocas jornadas, se procede a la etapa de socialización, encuentros entre los gendarmes y los canes. Con ello, el instructor va observando a ambos para definir qué policía tiene más afinidad con determinado perro y así formar una dupla perfecta.

Invitados internacionales

Este curso de canes antinarcóticos cuenta con una novedad. Ayala indicó que dos miembros de la Policía Federal de México se encuentran capacitándose aquí junto a sus canes. Mientras que dos policías panameños también, pero con canes del CRAC.

Jorge Luis De Aquino, mexicano, calificó de excelente el curso que recibe en nuestro país. Comentó que en México falta reforzar el tema de puertos, tópico que es fuerte en el Ecuador, puesto que la Dirección Nacional de Antinarcóticos realiza trabajos de inspección permanentes en Guayaquil, Manta, Esmeraldas.

Canes holandeses

Carlos Flores, comandante de Operaciones del CRAC, fue la persona encargada de viajar a Holanda para escoger a los 30 canes que ahora integran la unidad.

Flores señaló que las mejores razas son los pastores Molinois y los pastores Alemanes. El primero, es juguetón y con bastante energía, cualidades idóneas para el trabajo antinarcóticos. A esto, se suma el olfato al igual que los pastores Alemanes. Sin embargo, esto no es una regla, pues para escoger a un canino no se determina netamente su raza, sino sus características olfativas y de caza para el trabajo. Redacción A. V. /Quito.

Fotografías:

Con el 95 % de casos de desapariciones resueltos, Dinased conmemora dos años de creación

Quito.- La Dirección Nacional de Delitos contra la Vida, Muertes Violentas, Desapariciones Extorsión y Secuestros (Dinased) cumplió dos años desde su creación. En lo que va del año, el 95 % de los casos de desaparición reportados han sido resueltos.

Apenas están en ‘pañales’. Sin embargo, han logrado cifras históricas nunca antes vistas en el país en cuanto al índice de homicidios, personas desaparecidas y secuestros. Con dos años de gestión, la Dinased ha logrado resolver el 91 % de los casos de personas desaparecidas en el 2014 y el 95 % en lo que va del año, versus el 45 % de los hechos que antes se resolvían.

A esta cifra se suma la resolución del 97 % de los casos de ciudadanos que han sido secuestrados en el Ecuador. Carlos Alulema, director de la Dinased, durante su discurso de bienvenida, destacó el trabajo de la Unidad en el margen y cumplimiento de las políticas públicas encaminadas al Buen Vivir de los ecuatorianos.

Alulema expresó su agradecimiento a José Serrano, ministro del Interior y a Diego Fuentes, viceministro de Seguridad Interna, por su gestión y por creer en la creación de una unidad especializada en tratar este tipo de delitos, para que no queden en la impunidad.

Video:

El inicio fue el desafío

Alulema señaló en una breve reseña histórica, que la Dinased surgió con la finalidad de resolver las problemáticas del país en cuanto a casos de personas desaparecidas, secuestros, femicidio, etc. Con ello, entró la tarea más difícil: organizar todo el sistema operativo de la Unidad.

Tres meses y el apoyo de la unidad de investigación de la Policía Judicial consiguieron que la Dinased se ponga en marcha. Durante ese tiempo se seleccionó el mejor talento humano de la Policía Nacional y se buscó instructores de países con las mejores unidades investigativas como Colombia y Chile, para ese intercambio de conocimientos que respalden las necesidades del Ecuador.

Ascenso de oficiales

En el marco de la ceremonia, Carlos Alulema fue condecorado por sus 30 años de labor policial. A la par, Freddy Zarzosa recibió la primera antigüedad policial por sus 25 años de servicio entregados a la institución. Dos capitanes ascendieron a mayores, dos tenientes a capitanes, un suboficial segundo a suboficial primero y ocho cabos segundos a cabos primeros de Policía.

Francisco Hernández, ahora mayor de Policía, ofreció unas breves palabras en nombre de sus compañeros. Hernández exaltó el amor por la institución, el uniforme y la pasión por servir y proteger a la ciudadanía antes que a su propia vida. En un emotivo discurso, Hernández recordó su época de adolescente, cuando su papá quería que siguiese una carrera universitaria pero él dijo que no, pues su pasión era servir y proteger.

Por su parte, Carlos Barragán, inspector General de Policía, felicitó a los nuevos oficiales. Aprovechó el uso de la palabra para ofrecer un consejo de un viejo profesor: “Usen las palas para ejercer, de lo contrario serán galones”. Con ello, Barragán hizo énfasis a que un policía en el grado en el que esté, debe servir a su pueblo y protegerlo.

Agradecimiento ciudadano

Raquel López, ciudadana, como agradecimiento entregó unas placas conmemorativas al coronel Carlos Alulema, por su gestión y ayuda oportuna, para poder encontrar a sus familiares desaparecidos en Cayambe.

López aprovechó para agradecer al presidente Rafael Correa por su apoyo a la institución policial y a la Dinased, por el trabajo que realiza para que como ella, muchos más ciudadanos puedan localizar a sus familiares extraviados. Redacción A. V. /Quito.
Fotografías:

Delitos cometidos en motocicletas se han reducido, en Azuay

Cuenca.- El teniente coronel Pablo Ramírez, jefe de la Policía Judicial en el Azuay, indicó que en las últimas semanas, los delitos en motocicleta y el robo a motocicletas en la provincia han disminuido progresivamente, gracias a los operativos que se han desarrollado en los diferentes cantones.

“En la provincia tenemos dos realidades, la primera es la de los cantones Ponce Enríquez y Santa Isabel, donde la presencia de motos es masiva y, la del resto de cantones, donde el número de personas que se movilizan en este tipo de vehículo no es muy elevado. Por esta clasificación se aplican dos tipos de operativos”, indicó Ramírez.

En el caso de los cantones costaneros, desde hace varias semanas se ha reforzado los controles, que han permitido retener alrededor de 20 motos por semana, ya que estos vehículos no disponen de ninguna documentación que legalice su origen. Además, no poseen placas ni registro alguno.

Todas estas motos son llevadas a los patios de la Policía Judicial hasta que las personas que aseguran ser sus propietarios, presenten la documentación respectiva y puedan recuperar su vehículo en el menor tiempo posible.

“Aproximadamente el 30 % de las motos que son retenidas en los operativos son entregadas luego de constatar su origen. El resto de vehículos son abandonados por sus conductores, debido a que no pueden justificar la procedencia legal de los mismos”, agregó Ramírez.

Robos

Sobre el robo de motocicletas, Ramírez señaló que a nivel de la provincia se registra un promedio de 8 a 10 robos de motos por mes, esta situación es controlable debido a que la mayoría de estos delitos son cometidos por gente conocida de los perjudicados.

El oficial indicó que los operativos de control que se desarrollan permanentemente ayudan a reducir este delito, ya que la ciudadanía ha entendido que antes de comprar una motociclet, debe verificar el origen de la misma y exigir la documentación respectiva. Redacción M. N. /Azuay.

Fotografías:

Video

Policía no descuida controles preventivos durante las marchas, en Cuenca

Cuenca.- Si bien el trabajo policial en los últimos días se ha centrado en el control y vigilancia de las marchas y protestas, con el objetivo de garantizar la seguridad de los ciudadanos que participan en las mismas. El trabajo de control preventivo no se ha descuidado y se cumple de acuerdo a los cronogramas establecidos.

El teniente coronel Pablo Naranjo, jefe de Operaciones en el Azuay, indicó que los controles preventivos en las carreteras y en las principales vías de la ciudad son constantes y están dando los resultados esperados, ya que la disminución de delitos continúa, así como el retiro de armas blancas y otro tipo de objetos que puedan generar un riesgo para la ciudadanía.

“Debemos recordar que alrededor de 300 uniformados reforzaron el contingente de policías en la provincia, esto nos permitió continuar con relativa normalidad los controles y labor propia de la Policía, relacionada con la seguridad y prevención de delitos en diferentes sectores”, señaló Naranjo.

El oficial indicó que como parte de los controles, se reforzó la presencia de los policías en las calles del Centro Histórico, lo que agradó a la ciudadanía porque se siente más segura.

Control

En estos controles, los uniformados revisan vehículos con características sospechosas, como vidrios polarizados, sin placas, o a las motocicletas que circulan por determinada calle o avenida de la ciudad.

En la presente semana se desarrollaron un promedio de 10 controles por día, en diferentes sectores, que dejaron como resultado el retiro de las películas polarizadas, retención de motocicletas cuyos conductores no justificaron su procedencia.

“La atención ha estado centrada en las marchas y protestas, pero esto no implica que la seguridad de la ciudad quede en segundo plano, por el contrario, se prestó importancia a cada uno de los eventos suscitados en estos días, porque normalmente los delincuentes suelen aprovechar estas marchas en su intento de sacar provecho”, agregó Naranjo. Redacción M. N. /Azuay.

Fotografías:

24 equipos celulares de dudosa procedencia fueron decomisados, en Chone

Chone.- La Policía Nacional realizó un operativo de control y verificación en un local de venta de celulares, con la finalidad de contrarrestar la ocultación de objetos de dudosa procedencia.

A las 10h00 del martes 18 de agosto, el personal de la Policía Judicial de Chone, junto con el Comisario Nacional de Policía en el cantón, se trasladó hasta un local de venta de celulares, ubicado en las calles Washington, entre Atahualpa y Alejo Lazcano.

En el lugar, el administrador no justificó la procedencia de 24 equipos celulares, por lo que la autoridad presente dispuso el decomiso de los mismos. Las evidencias fueron ingresadas a las bodegas de la Policía Judicial de Chone.

Operativos anticachinerías

El coronel Mario Cerda, jefe de la Policía Judicial de Manabí, mencionó que este tipo de operativos anticachinerías se realiza en todos los cantones de Manabí. “Estamos levantando información en los diferentes distritos, con la finalidad de contrarrestar el delito de receptación”, dijo.

Video:

El uniformado agregó que es obligación por parte de todos los almacenes de venta de artículos, electrodomésticos o equipos técnicos, otorgarles a los usuarios la factura correspondiente, con el fin de que se demuestre la legítima propiedad del bien.

“Como todos sabemos, el Servicio de Rentas Internas (SRI) controla la facturación de todos los artículos que venden en los almacenes, si no poseen esos documentos habilitantes, son objetos de un presunto delito de receptación”, afirmó. Redacción L. R. /Manabí.

Fotografías: